• 13515349_10154308173561170_254945765_n

    26 DE JUNIO: EL SÍ POR EL CAMBIO

    La elección es sencilla: cambio o más de lo mismo, gobierno del PSOE o continuismo y más recortes del PP

    Durante estos últimos meses Pedro Sánchez se ha esforzado en impulsar el cambio expresado aspor la mayoría de los españoles y españolasen las pasadas elecciones. Era difícil, pero puso todo su empeño en buscar un acuerdo que terminara con los años de gobierno del PP.

    El cambio ya debería estar en marcha con un gobierno de progreso que hubiera puesto fin a las políticas del PP que tanto sufrimiento han causado.

    Habrá quienes desde una visión conservadora entiendan el bloqueo de la derecha, ese intento desesperado de Rajoy por seguir con sus mentiras políticas, pero lo que resulta más inexplicable es que aquellos que gritaban “no nos representan”, acaben convirtiéndose en el principal apoyo del Partido Popular negándose al cambio y rechazando así la posibilidad de terminar con los recortes sociales, con los desahucios, recuperando el valor de la sanidad y la enseñanza públicas, de los convenios colectivos, o que se ponga fin al aforamiento de los diputados y los senadores.

    Lo sucedido en Asturias ya nos hacía temer lo peor; baste recordar que Podemos no dudó en aliarse con la derecha en la Junta General del Principado para impedir que el Gobierno socialista de Javier Fernández dispusiese de los Presupuestos necesarios para hacer frente a las necesidades de los asturianos y asturianas, o en el caso de Gijón para rechazar un gobierno municipal liderado por un socialista, José María Pérez, permitiendo que siguiese gobernando la derecha representada por Cascos y Carmen Moriyón.

    Pero el cambio llegará el 26 de junio. Un cambio sensato, un cambio progresista, que es el que demandan los ciudadanos y ciudadanas.

  • 13523717_10154305252541170_1419586032_o

    PEDRO SÁNCHEZ, EL PRESIDENTE DEL SÍ AL CAMBIO

    El 26 de junio afrontamos una nueva cita en la que el candidato socialista a la Presidencia del Gobierno será nuevamente nuestro Secretario General, Pedro Sánchez. En la misma, no sólo nos jugamos que haya un gobierno progresista, sino también un proyecto de país, un proyecto colectivo que Pedro Sánchez está dispuesto a capitanear como ya ha evidenciado en estos últimos meses.

    Tenemos claro que los españoles y las españolas nos merecemos un cambio que ponga fin a estos últimos cuatros años de recortes de la derecha, y la mejor garantía para que ese cambio se produzca es, sin lugar a dudas, un gobierno progresista del Partido Socialista Obrero Español. Como en otras tantas ocasiones hemos demostrado a través de las reformas emprendidas en nuestro ejercicio de gobierno, el PSOE es siempre una apuesta segura por el cambio.

    Tenemos que pensar en las mujeres que sufren la desigualdad salarial; pensar en las mujeres a las que se ha quitado la cotización a la Seguridad Social, muchas de ellas cuidadoras informales de familiares dependientes; pensar en las personas mayores de 52 años que se han quedado sin ningún tipo de prestación por los recortes del PP; pensar en los dos millones de niños y niñas que sufren la pobreza infantil; pensar en los jóvenes que han tenido que abandonar España por la falta de oportunidades en nuestro país, o que han tenido que abandonar sus estudios por el aumento de las tasas universitarias y por el recorte de las becas. Tenemos que pensar en todas ellas y ellos, y pensando en todos la mejor garantía de que el cambio se produzca en España es Pedro Sánchez.

  • Captura de pantalla 2016-06-22 a la(s) 12.51.01

    EL PROGRAMA OCULTO DEL PP

    El PP se compromete ante la Unión Europea a reducir el gasto público en 35.000 millones hasta 2019. Más recortes en protección social, sanidad y educación.

    13487667_10154302568171170_1919837748_n

    Por si no hubieran sido suficientes los recortes aplicados en los últimos años por el Partido Popular, Mariano Rajoy tiene previstas más medidas de castigo contra aquellos a los que la crisis ha golpeado más duramente. No conviene olvidar que su mala gestión económica durante estos años ha situado a España como el país con el déficit público más alto de Europa y una deuda pública que ya alcanza el 100 % del PIB.

    La propuesta del PP, según dice el documento “Actualización del Programa de Estabilidad 2016-2019” enviado por Rajoy en abril a Bruselas, plantea una nueva y drástica reducción del gasto público en casi 35.000 millones de euros, de los que más de la mitad recaerán en Protección Social, Sanidad y Educación. El documento estima una bajada de 13.000 millones de euros en Protección Social, 4.000 millones más en Sanidad y otros 3.000 millones en Educación.

    Otro hecho escandaloso que no puede pasar desapercibido es que prevé para el año 2030 un gasto en pensiones inferior al actual, con 2,9 millones de pensionistas más. Es decir, una bajada de las pensiones que puede llegar a ser de un 40% sobre la pensión media de hoy.

    Mientras adquieren secretamente estos compromisos ante Bruselas, en España siguen negando la mayor. Para esta derecha, la salud o la educación sigue siendo una cuestión de dinero. Descapitalizar lo público es la antesala de su privatización.

    SANIDAD

    • El PP ha reducido en 5.000 millones de euros el gasto sanitario.
    • Su programa oculto prevé seguir recortando cerca de 4.000 millones de euros más.
    • El precio que paga el paciente por los medicamentos se incrementa un 50% por el copago.
    • Años de esfuerzo colectivo en materia sanitaria se están yendo al traste por el afán especulativo de la derecha. Allí donde gobiernan promocionan la sanidad privada en menoscabo del sistema público que garantiza que cada persona tenga los mismos derechos y oportunidades de tratamiento ante la enfermedad.
    • Han eliminado el acceso universal como un derecho de la ciudadanía.
    • Los recortes han reducido la calidad de las prestaciones o ha retrasado la práctica de nuevos tratamientos, como la vacuna contra la hepatitis.
    • Han privatizado la gestión de los hospitales.
    • Ha incrementado las listas de espera.
    • Ha puesto en peligro la sostenibilidad financiera de la sanidad pública cargando el gasto sanitario a las Comunidades Autónomas.
    • Ha agravado la BRECHA SOCIAL: tienen peor salud los que menos tienen.
    • EL PP PREVÉ NUEVOS RECORTES. MENOS SANIDAD PÚBLICA Y MÁS SEGUROS MÉDICOS PRIVADOS.

    EDUCACIÓN

    • El PP ha reducido en 4.000 millones de euros el gasto en educación.
    • Su programa oculto prevé recortar cerca de 3.000 millones de euros más.
    • Desde 2011 ha caído un 87% el número de familias que recibían ayuda para la compra de libros de texto.
    • En la última legislatura la escuela pública tiene 18.000 profesores menos.
    • Hoy hay menos estudiantes becados que hace cuatro años.
    • La cuantía de las becas ha descendido también.
    • El incremento de las tasas universitarias hace que los estudios superiores cuesten hoy un 30% más.
    • EL PP VA CONTRA LA IGUALDAD DE OPORTUNIDADES EN LA EDUCACIÓN, QUE VOLVERÁ A SER UN TERRENO ABONADO SÓLO PARA LOS MÁS PUDIENTES.

    PENSIONES

    • El PP tiene previsto reducir el gasto en pensiones en los próximos años al tiempo que se incrementa el número de pensionistas. Esto significará una reducción entorno al 40% del importe de las pensiones medias para el año 2030.
    • La derecha ha esquilmado el Fondo de Reserva de la Seguridad Social (hucha de las pensiones) en los últimos 4 años reduciéndolo en 34.000 millones de euros.
    • El PP prepara así el camino para los fondos de pensiones privados.
    • La precariedad laboral está poniendo en peligro el presupuesto de la Seguridad Social.
    • La derecha condena a los pensionistas al empobrecimiento. Por cada euro de aumento en la pensión, el copago farmacéutico aumento 4,5 euros.
    • CON LA DERECHA SE DESMANTELARÁ EL SISTEMA PÚBLICO DE PENSIONES.