• Roberto-Lena.fw

    50 años para celebrar

    Artículo publicado por Roberto Lena, Secretario de Organización de la Agrupación Socialista de Gijón/Xixón en El Comercio el lunes 6 de agosto

    El Muséu del Pueblu d´Asturies celebró el pasado fin de semana su cincuenta cumpleaños. Lo intentó celebrar como es él, de manera tradicional, abriendo sus puertas e invitando a su casa a todo quien quisiera unirse a la celebración para hacernos sentir, de una u otra manera, parte de su historia. No pudo ser. Horas antes, el despropósito de este gobierno volvió a grabar otra muesca en nuestra ciudad con la suspensión de los actos conmemorativos.

    Yo crecí con la fotografía. Mi infancia está llena de negativos, de fotos en blanco y negro, de líquidos mágicos que convertían el papel en imagen bajo una gran luz roja, de recuerdos capturados en un momento, quizás por eso siento al Muséu del Pueblu d´Asturies tan cercano. Hace años las paneras, los hórreos y casas solariegas configuraban más un espacio de paso que museístico, pero a mediados de los noventa, bajo los gobiernos socialistas de Vicente Álvarez Areces y Paz Fernández Felgueroso, se empezó a levantar con la rigurosidad y modernidad que enseña hoy. Para un hijo de fotógrafo y amante de la fotografía, perderse en las exposiciones que año tras año programan en sus salas es un deleite que se debe saborear con la calma propia del museo, es encontrarse dentro del saber histórico que emana gracias a una extensa y excelsa colección, es vivir Asturias a través de la mirada hacia el pasado, hacia nuestras costumbres, hacia nuestro arraigo.

    El Muséu del Pueblu d´Asturies es un privilegio para los gijoneses y gijonesas y para todo el Principado. Sus fondos, conseguidos con rigor y profesionalidad, son una riqueza patrimonial que permiten conocer la historia de nuestra región a través de lo cotidiano, sus investigaciones, merecedoras de reconocimientos, escarban en nuestro pasado para entenderlo, conocerlo y conservarlo, las donaciones de particulares dan una imagen de lo arraigado que está el museo en Gijón y del respaldo que tiene por parte de la ciudadanía. Cartas, testimonios orales, fototeca, gaitas, instrumentos de labranza, documentos, carteles… colecciones fundamentales y un personal minucioso y amante de su función museística, configuran un museo de Gijón para Asturias.

    La cabecera de la red de museos etnográficos del Principado cumple años, y Gijón tiene que agradecer a Luis Adaro su visión conservadora en aquellos tiempos, a los trabajadores y trabajadoras del museo durante estos años, y a Juaco López, figura clave del equipamiento, con el que el museo está consiguiendo su época de mayor esplendor, convirtiéndolo en un equipamiento moderno y dinámico que no merecía, en fecha tan especial, tal despropósito por parte del gobierno municipal de Carmen Moriyón.

  • Iván_c

    ¡QUÉ LAMENTABLE!

    Artículo del Secretario General de la Agrupación Socialista de Gijón/Xixón publicado el viernes 3 de agosto de 2018 en La Nueva España

    La historia del gobierno de FORO en Gijón es la historia de una desidia. Cuando en el futuro alguien haga un repaso de lo hecho en estos años no encontrará que contar. Dos ejercicios políticos baldíos, mucha ineficacia, poco trabajo y ningún interés por la ciudad.

    De aquellos famosos tres turnos nada supimos, lamentablemente todo se quedó en medias jornadas y en tiempo perdido, en esconder la cabeza como los avestruces ante los problemas, sin aportar soluciones ni propuestas. Todo lo que da trabajo es responsabilidad de otros.

    Pero la situación de este verano en la playa de San Lorenzo está siendo el colmo de la dejadez y la inutilidad. No vamos a dudar de los análisis de la calidad del agua de baño que han realizado tanto los técnicos del ayuntamiento como los del Principado y que parece permiten que el agua cumpla unos parámetros mínimos para el baño, pero los incidentes ocurridos en nuestra playa, las continuas manchas de residuos son injustificables y dado el valor simbólico, medioambiental y económico que tiene San Lorenzo, razón suficiente para dimitir una alcaldesa que, además, se ha nombrado a sí misma concejala de medio ambiente.

    Los vertidos y manchas de fecales y residuos del mes de junio y los que aparecen y aparecerán cada vez que haya grandes lluvias o tormentas, tienen varias razones de ser, pero hay una fundamental, de responsabilidad municipal, que no tiene ninguna posible explicación política: la falta de un Pozo de Retención de Aguas de Tormenta del este en el entorno del parque de los Hermanos Castro.

    Este proyecto ya estaba previsto entre las actuaciones inmediatas que iba a ejecutar la Empresa Municipal de Aguas (EMA) hace ocho años. Ya en ese momento se había determinado su urgencia como acción complementaria a otra obra, que a pesar de estar ya aprobada FORO tardó casi cuatro años en ejecutar, el colector desdoblado de Viesques, hecho con el objetivo de evitar inundaciones y problemas en ese barrio de Gijón, y que, sin el pozo de tormentas del este, tiene limitada la eficacia de su funcionamiento.

    A mayores, el gobierno local y quienes los apoyan, no supieron actuar ni exigir al gobierno del PP, durante estos ocho años, agilidad y efectividad en relación a la Depuradora del Este. Estaban tan alejados de la realidad y de los intereses de Gijón que no tuvieron ninguna duda. FORO y PODEMOS, los mismos que estas semanas han estado quejándose del estado de la depuración, rechazaron en el Pleno municipal una iniciativa socialista para reclamar al Ministerio de Medio Ambiente que pusiera en marcha el desarenado y el desengrasado con celeridad, así como que resolviese sin demora la elaboración de una nueva evaluación ambiental.

    Parecía que el problema no iba ni con el gobierno municipal ni con su concejala del medioambiente, nunca nada va con ellos, son otros los que tienen que solucionar los problemas. Por no estar no estaban ni en la reivindicación, al fin y al cabo el gobierno de la nación, del PP, y el de la ciudad, de FORO, tenían muchas cosas en común y ninguna pasaba por atender los intereses de Gijón.

    Pero además de toda esta desidia y falta de trabajo que al final están perjudicando el funcionamiento y el crecimiento económico y social de Gijón, están también las malas acciones, todo lo que se hace con el fin de deteriorar los instrumentos positivos que el ayuntamiento de Gijón tenía, y afortunadamente en muchos casos se siguen manteniendo, para gestionar muchos de los proyectos de ciudad que estaban en marcha hace ocho años.

    Por ejemplo el ciclo integral del agua, que se llevaba a cabo desde la Empresa Municipal de Aguas. Durante los mandatos de FORO, las inversiones en saneamiento, abastecimiento, etcétera han casi desaparecido, han bajando más de un 43%. Los beneficios de la EMA, que siempre fueron importantes, siempre volvieron a los gijoneses en forma de inversiones, necesarias para tener unas redes de abastecimiento y de saneamiento modernas, sin pérdidas, con calidad, para ir acometiendo obras y nuevas inversiones en drenaje urbano que evitasen las consecuencias indeseadas de las grandes tormentas y los periodos climáticos difíciles.

    En el año 2011 en la EMA quedó diseñado un gran plan de actuación sobre todo el área urbana de la ciudad, con un importante número de proyectos para desarrollar, debidamente ordenados y planificados, y que sólo debían ir siendo contratados, atendiendo a la situación presupuestaria anual de la empresa. Tenía también entonces un equipo técnico de probada capacidad y experiencia. La persecución que se llevó a cabo contra algunos de estos técnicos y, consecuentemente, la pérdida de algunos de ellos repercutió negativamente sobre la eficacia de la empresa, de ahí que los nuevos “irresponsables” que FORO puso al frente, la única decisión que tomaron esos cuatro primeros años fue la de paralizar las inversiones..

    Si en vez de perder el tiempo y el dinero de la EMA en persecuciones banales de técnicos y antiguos responsables, se hubiera trabajado pensando en el bien de Gijón, hoy el problema de la playa de San Lorenzo sería mucho menor.

    De todo esto hoy empezamos a hablar de consecuencias. Mientras PODEMOS reclama una Comisión del Agua, se olvida, no sabe, que desde el año 1991, hay un Convenio tripartito de las tres administraciones para el Plan de Saneamiento, y que en estos siete últimos años, tan cruciales para la ciudad, no se ha celebrado ni una sola reunión.

    Sinceramente los socialistas de Gijón sabemos que ni la Sra. Moriyon, ni sus apoyos, van a aportar soluciones a los problemas de nuestra ciudad. Como siempre la alcaldesa eludirá responsabilidades, mirará hacia otro lado y esperará que otros le hagan el trabajo. Como siempre se olvidará que los alcaldes deben enfrentar los problemas en primera fila y que no está entre sus usos el esconder la cabeza como las avestruces.

  • opinion-marina-portada

    Generar falsas expectativas

    • Artículo de la concejala del PSOE, Marina Pineda, publicado en La Nueva España

    La pasada semana el Pleno del Ayuntamiento de Gijón debatió sobre la difícil situación que afecta a las viviendas del Grupo 52 de La Camocha. Unas viviendas incluidas en el plan de liquidación de la empresa, aprobado hace años por el Juzgado y que ahora llega a su fase final, con la venta de todos los bienes, directamente o, si ello no es posible, en subasta pública.

    Conscientes de la difícil situación que  viven muchos y muchas de las inquilinas de estas viviendas, desde el Grupo Socialista hemos realizado varias gestiones (y lo seguiremos haciendo) para buscar una solución satisfactoria y viable para estas personas. Ese ánimo fue el que nos llevó a presentar varias enmiendas a la iniciativa sometida a debate.

    Porque la solución, sea la que sea, estará condicionada por el marco legal que regula la adjudicación de viviendas públicas del Principado de Asturias. Tal y como explicó nuestro Portavoz en el Pleno, fuera de esa normativa no hay espacio.

    Insistir en que hay posibilidades de acceder a una vivienda pública sin respetar las reglas que regulan su adjudicación es crear falsas expectativas a los y las vecinas de La Camocha.Queramos o no, nos guste más o menos, si las viviendas son adquiridas por una Administración, sea el Principado de Asturias o el Ayuntamiento de Gijón, pasarán a formar parte del parque público de vivienda y su adjudicación, mediante una venta o un alquiler, social o no, estará sometida a la legalidad y deberá tener en cuenta la situación de cada una de las personas afectadas, en este caso muy variada. Por poner un ejemplo concreto de un aspecto que recoge la normativa actual, nadie entendería que se buscara una alternativa habitacional, en el caso de que no consiguieran mantener sus viviendas, o que se vendieran o alquilaran estas casas en condiciones favorables, si alguno de los inquilinos o inquilinas es propietaria de otro inmueble.

    El PSOE no pretende meter a todas las personas afectadas en una bolsa para solicitar viviendas de emergencia, simplemente se trata de buscar soluciones que no vulneren la legalidad y, por tanto, de dar a las personas afectadas la seguridad de una adjudicación de vivienda jurídicamente incuestionable.

    Del mismo modo, plantear que desde las administraciones públicas se encarguen tasaciones para revisar los precios es una ficción que para nada contribuye a buscar un arreglo satisfactorio. Es cierto que las tasaciones son elevadas para la situación actual del mercado, pero la fijación del precio de venta es algo que compete en exclusiva a los administradores concursales y al juzgado mercantil. Es más, ya que se pone como ejemplo lo sucedido en Ciñera de Gordón, allí la adquisición de los inmuebles y su posterior venta se realizó al 50 % del precio de tasación, de igual modo que se plantea para La Camocha. Cuestión aparte es que la tasación del Grupo 52 se realizó en otro momento y que el valor de una vivienda en La Camocha es mayor que una en Ciñera.

    Dejando a un lado los aspectos legales, lo más sorprendente del Pleno fue el rechazo a una enmienda del PSOE que abría la posibilidad de que el Ayuntamiento de Gijón pudiera participar en una posible adquisición de las viviendas con un texto muy claro: Instar al Gobierno del Principado y al Gobierno Municipal a realizar las gestiones oportunas por todas las vías posibles para la adquisición de las viviendas afectadas a precios adecuados y no superiores a los existentes en el mercado y proceder posteriormente a esta adquisición a ceder las viviendas a las actuales familias afectadas a través de un alquiler social o la venta, de acuerdo a la normativa por la que se regula la adjudicación de viviendas públicas en el Principado de Asturias.

    El actual Gobierno Municipal comenzó este mandato hablando de adquirir viviendas para ampliar el parque municipal, precisamente para atender a situaciones como la que ahora viven los vecinos y vecinas de La Camocha. Por ello, a nadie debería extrañarle esta propuesta, que pide la implicación real del Gobierno Municipal en la búsqueda de soluciones. Porque lo importante es eso, buscar soluciones que den respuestas posibles a la difícil situación en que se encuentran los vecinos y vecinas de La Camocha.

     

     

  • Opinión - César (portada)

    Mentiras de piernas cortas

    Artículo del concejal socialista César González, publicado hoy en La Nueva España

    Que un representante público utilice con bastante asiduidad la mentira, la exageración y, en el mejor de los casos, las medias verdades es absolutamente reprobable. Pero que además se sirva del engaño para dar lecciones de ética y responsabilidad política es un ejercicio de cinismo que durante estas semanas se ha practicado desde el equipo de gobierno a cuenta de la playa de San Lorenzo.

    Es cierto que el máximo responsable de la seguridad ciudadana nos tiene acostumbrados a sus habituales exabruptos y no nos ha fallado en las últimas semanas. Juró y perjuró que no había restos fecales en el arenal gijonés. Afirmó en Comisión municipal que el colector de La Camocha no tenía ningún problema de capacidad. Mantuvo durante varios días que las precipitaciones registradas en Gijón a finales de mayo y principios de junio, eran absolutamente normales, para decir luego lo contrario.

    Cada maestrillo tiene su librillo y sabíamos que el Sr. Aparicio hacía méritos como alumno aventajado de su jefe de filas, el Sr. Cascos, aplicando el “sostenella y no enmendalla” hasta las últimas consecuencias. Nos sorprende más que a esa carrera meritoria se haya incorporado la Sra. Braña con respuestas carentes de verdad y que curiosamente poco tienen que ver con los argumentos explicados públicamente por el gerente de la Empresa Municipal de Aguas (EMA), empresa que ella misma preside desde mayo de 2016. Porque, a la vez que ella hablaba de una falta de planificación heredada, su gerente explicaba la existencia de un estudio encargado por el último gobierno socialista a la Universidad de La Coruña donde, ya en 2011, donde se dimensionaba un gran colector en la cuenca Este de Gijón y un tanque de tormentas en el entorno de El Molinón. Porque mientras la Sra. Braña echaba balones fuera, el gerente de la EMA detallaba los problemas en la tramitación de la obra del pozo de tormentas de Hermanos Castro, explicando cómo nada más llegar a la EMA tuvo que parar y reformular los pliegos de contratación elaborados por la anterior dirección forista,  5 años después de la primera intentona. Memoria frágil la de la concejala.

    Mentira, tras mentira. Engaño, tras engaño. Cuento, tras cuento. Y para cuentos voy a recomendarles uno a los concejales casquistas: Las aventuras de Pinocho. Concretamente esa parte donde el títere de madera le pregunta al Hada (casualmente azul): “¿Y cómo sabes que he dicho mentiras?”. Y ella le responde: “Las mentiras, hijo mío, se conocen en seguida, porque las hay de dos clases: las mentiras que tienen las piernas cortas, y las que tienen la nariz larga. Las tuyas, por lo visto, son de las que tienen la nariz larga”. Me atrevo a decir que las de Foro Asturias son de piernas cortas.

  • josechu artículo

    FORO atormenta San Lorenzo

    • Artículo del portavoz del Grupo Municipal Socialista, José María Pérez, publicado hoy en La Nueva España

    Carmen Moriyón parece empeñada en convertir Gijón en una caricatura de sí misma tras someterla a siete años de parálisis. Si esto es malo para cualquier ciudad, que la Alcaldesa quiera engañar descaradamente a sus vecinos y vecinas es mucho peor: San Lorenzo tuvo que ser cerrada al baño en el inicio de la temporada de verano porque el gobierno municipal fue incapaz de realizar en casi 7 años una obra proyectada y con presupuesto disponible. La culpa no fue de la lluvia sino de un gobierno municipal que atormenta con su desidia el futuro de Gijón.

    Lo cierto es que en Gijón llueve y acostumbra a hacerlo con regularidad y, en ocasiones, con intensidad. Eso no es nuevo pero sí lo es la situación vivida en la playa durante estas semanas como consecuencia de la acción de un gobierno que lleva siete años dedicándose solo a lo aparente, a lo que queda bien en las fotos, mientras elude los retos de la ciudad y esconde los problemas bajo la alfombra.

    Vamos a los hechos. Carmen Moriyón y el Director Técnico de la Empresa Municipal de Aguas (EMA) reconocieron en la Comisión de Medioambiente del Ayuntamiento de Gijón del 12 de junio que la causa de los vertidos llegados a San Lorenzo era la ausencia del pozo de tormentas del parque Hermanos Castro, cuestión que impedía que el colector construido en la zona de Viesques en 2015 pudiese estar operativo. Descartaron ambos que la depuradora hubiera servido para resolver lo sucedido y nada dijeron respecto a problemas de limpieza del Piles o cosas similares. Lo que sucedió después de aquella Comisión es la crónica de una huida hacia adelante para evitar asumir la responsabilidad que le corresponde a un gobierno municipal incapaz de gestionar la ciudad y diseñar su futuro.

    Pero Moriyón no fue la única en hablar en este sentido. El 29 de mayo hubo dos concejales de FORO, Arrieta y Aparicio, que afirmaron en esa misma Comisión que la lluvia no había provocado problemas de gran envergadura en comparación con inundaciones anteriores y que la red de saneamiento funcionó con normalidad. Claro que había llovido mucho pero el problema real era otro.

    Para encontrar el origen de este despropósito hay que remontarse a diciembre de 2011, cuando Fernando Couto, entonces presidente de la EMA, inicia el proceso para la construcción del pozo de tormentas de Hermanos Castro. Aquel proceso fue un fracaso. Las denuncias del PSOE permitieron conocer diferentes errores que llevaron a que la obra ni siquiera se iniciase y a que a principios de 2015 la EMA tuviese que admitir que el proyecto estaba mal hecho. Se habían perdido cuatro años, el pozo seguía sin construir y millones de euros del colector de Viesques estaban inutilizados sin poder entrar en servicio.

    En junio de 2015, Esteban Aparicio sustituyó a Couto en la EMA pero con él nada cambió. Ni siquiera fue capaz de rescindir el contrato con la empresa a la que Couto había adjudicado la obra. Ni eso. Fue en mayo de 2016, con Ana Braña como nueva presidenta, cuando hacen la propuesta de rescisión del contrato y de indemnización de más de 150.000 € a la empresa constructora. Inician el proceso para una nueva contratación de otro proyecto pero continúan dando un traspiés tras otro y anunciando plazos que han ido incumpliendo.

    El 8 de junio de 2016 Esteban Aparicio afirmó en el Pleno municipal que la obra del pozo de tormentas estaría acabada en 36 meses. Hoy, a mitad de junio de 2018, dos años después de aquellas declaraciones y seis años y medio después de iniciar el expediente, la situación es la misma y ni siquiera se ha iniciado la contratación de una nueva empresa que pueda construir el pozo de tormentas, pese a que la EMA tiene decenas de millones de euros en su hucha.

    Este es el relato del tormento que representa el gobierno de Carmen Moriyón para el presente y el futuro de Gijón. Es la evidencia de que ni estudiaron lo que pasaba en la ciudad ni se molestaron en hacer los deberes que corresponden a cualquier gobierno que quiera ejercer sus funciones. No ha sido la lluvia la responsable de lo sucedido sino la incompetencia de un equipo de hombres y mujeres que presumían de gestores y han demostrado un proceder basado en la superficialidad y la falta de rigor.

    Es FORO quien atormenta la playa y la lluvia no ha hecho más que ponerlo en evidencia de una forma dramática.

  • josechu artículo

    No es la lluvia, es su incompetencia

    • Artículo del portavoz de Grupo Municipal Socialista, José María Pérez, publicado hoy en El Comercio

    La playa de San Lorenzo es mucho más que un arenal. Es un símbolo de Gijón que sentimos como propio quienes vivimos aquí y una buena parte de la sociedad asturiana, razón por la cual sentimos lo que le está sucediendo estas semanas como algo muy cercano y preocupante, como una herida en carne propia que nos conmociona y enfada.

    En ese contexto, Carmen Moriyón pretende convertir la lluvia en la gran culpable de lo que sucede y en la gran excusa para eludir su responsabilidad. Dudo que nadie busque culpables locales de las tormentas, aunque veo a muchos tratando de escudarse en el clima para que no se hable de su incapacidad. Porque el problema no es la lluvia, es la incompetencia de quienes dirigen esta ciudad y han contribuido con sus decisiones al problema que sufre San Lorenzo.

    ¿Por qué una afirmación tan tajante? Porque la principal razón de los prolongados vertidos a la playa de estas últimas semanas es la ausencia de un pozo de tormentas en el parque Hermanos Castro cuyo encargo se remonta a diciembre de 2011. Si esa instalación estuviera operativa, se habría evitado que llegasen a la playa toneladas de grasas, residuos orgánicos y animales muertos, tal y como explicó el Director Técnico de la Empresa Municipal de Aguas (EMA) en la Comisión de Medioambiente del Ayuntamiento.

    Señaló también que lo sucedido nada tiene que ver con el funcionamiento o no de la depuradora puesto que, sin la existencia del pozo de tormentas, el caudal de los colectores hubiese provocado igualmente vertidos al río similares a los habidos durante estas semanas.

    Además, el gobierno municipal reconoció que la inexistencia de este gran depósito impide la puesta en funcionamiento del colector de Viesques (unos 9 millones de euros de inversión), cuyas obras concluyeron en 2015 después de muchos meses de trabajos en la zona. Si el Metrotrén es el “tunelón” heredado de Cascos, este colector es un “tunelín” legado por Fernando Couto, igual de paralizado e inutilizable por culpa de la pésima gestión municipal.

    El crecimiento en el número de usuarios de la red en los últimos años requería la construcción de ese colector para evitar o reducir los alivios al río que se prevén en situaciones de grandes lluvias. Sin embargo, los millones de euros enterrados en la obra no pueden utilizarse para este fin y la consecuencia la estamos viendo en nuestros ríos y en nuestra playa.

    Durante el gobierno municipal de Carmen Moriyón y su equipo, la Empresa Municipal de Aguas ha recortado un 43% las inversiones en la red de saneamiento y agua frente al periodo de gobierno de Paz Fernández Felgueroso. La inexistencia de criterios y objetivos por parte del gobierno local de FORO han arrinconado proyectos como este pozo de tormentas en el antiguo Parque Inglés, evidenciando su falta de compromiso con los problemas reales de Gijón y su nulo interés por prever y atajar riesgos futuros.

    La historia de esta obra es la de un despropósito capitaneado por una Alcaldesa que trata los problemas desde la distancia y la superficialidad y tres concejales foristas en los que ella delegó la presidencia de la EMA, Fernando Couto, Esteban Aparicio y Ana Braña, que parecen haber estado más distantes aún de las necesidades de la empresa pública que han presidido.

    Fernando Couto presidía la EMA en diciembre de 2011 cuando se aprobó la contratación del proyecto del ya citado tanque de tormentas, igual que la presidía cuando se licitó la obra en mayo de 2013 y cuando se adjudicó en febrero de 2014 tras una subasta y una rebaja del precio del 36,5%. También era Couto quien presidía la empresa cuando el PSOE denunció en enero de 2015 el retraso en el inicio de esas obras, gracias a lo cual supimos que los estudios encargados por la EMA estaban mal hechos y que el coste tendría que incrementarse en un 38% respecto al contrato. Fernando Couto lo había estado ocultando pero la EMA se vio obligada a reconocerlo.

    Tras las elecciones municipales de 2015, Esteban Aparicio sustituyó a Couto pero fue incapaz de liquidar el contrato de construcción del pozo firmado por su antecesor. Ana Braña le sucedió, pero en los dos años que lleva como presidenta de la EMA solo acertó a pagar una indemnización de más de 150.000 euros a la empresa constructora que Couto había elegido y a contratar la redacción de un nuevo proyecto, eso sí, dando un traspiés tras otro.

    Hoy, en el ecuador de junio de 2018, seis años y medio después de iniciar el expediente, la situación es la misma y ni siquiera se ha iniciado la contratación de una nueva empresa que pueda construir el pozo de tormentas, pese a que la EMA tiene decenas de millones de euros en su hucha.

    Sin embargo, las consecuencias de la desastrosa gestión han ensuciado la imagen de nuestra playa y de la ciudad. Los malos olores, el color del agua y la contaminación biológica recogida durante varios días son una metáfora de la gestión del gobierno de Carmen Moriyón y deben suponer dimisiones o ceses de quienes han protagonizado este monumental despropósito. No es la lluvia, es su incompetencia lo que ha provocado este desastre.

  • Opinión - Alberto (portada)

    Una pista para hacer barrio

    • Artículo de Alberto Ferraao publicado hoy en El Comercio

    El gobierno de FORO, capitaneado por Carmen Moriyón, permanece impávido e impasible ante las demandas de la ciudadanía y culpabiliza de su apatía, y con ello de la parálisis del Consistorio, a la labor ejercida con responsabilidad y coherencia por parte de la oposición. La imposibilidad del gobierno de FORO de llegar a acuerdos para aprobar unos presupuestos, o unas modificaciones del prorrogado, ajustados a las necesidades de la sociedad, es culpa del gobierno de FORO. De nadie más. Nuestro Ayuntamiento no puede jugar con el dinero de todos los gijoneses y gijonesas. No puede haber interrogante alguno en un presupuesto municipal porque en esas cifras está el dinero de todos y de todas. Hacerlo, y acompañar a una gobernanza que se mueve a golpe de improvisación, es una irresponsabilidad que no nos podemos permitir, es firmar un cheque en blanco que condiciona el futuro de nuestra ciudad.

    La alcaldesa y el grupo de concejales de FORO conforman un gobierno apático, sin capacidad para cumplir con la ejecución presupuestaria en un municipio con grandes necesidades y con una ciudadanía activa que precisa y demanda servicios e infraestructuras. Infraestructuras como la pista polideportiva cubierta de Cimavilla, una instalación comprometida para el vecindario gracias al apoyo, en agosto de 2015, hace ya tres años, del PSOE en el Pleno municipal. Una pista necesaria para el barrio y para el alumnado del centro educativo, que desde las filas socialistas reclamamos con todas nuestras fuerzas, como lo hacemos con otras inversiones aparcadas por el arrítmico baile del gobierno de FORO, parado durante años y queriendo correr sin sentido en los últimos meses, sin saber a dónde quiere ir y cómo lo quiere hacer. Reclamamos la pista polideportiva porque Cimavilla necesita un lugar cubierto con capacidad para realizar actividades que hagan barrio, que hagan ciudad. Porque los centros educativos precisan de una instalación fundamental como es un patio de recreo digno, en donde los pequeños y pequeñas disfruten de un tiempo que permite el juego y el aprendizaje. Porque hace falta una instalación deportiva que favorezca la actividad física, la identificación colectiva y la dinamización social. La reclamamos, como también reclamamos una política sin ambigüedades, donde  existan proyectos presupuestarios coherentes y viables, donde se lleven a cabo los acuerdos del Pleno y se tengan en cuenta las necesidades presentes y futuras de la ciudadanía, alejándose de improvisaciones e interrogantes.

    FORO gobierna. Que lo haga. Que deje de echar culpas y evitar responsabilidades. Estamos en tiempos alejados de absolutismos y verdades universales, en momentos en donde se debe abogar por diálogos y acuerdos que permitan el consenso, y se debe hacer sin interrogantes, sin chisteras de las que no se sabe si van a salir conejos, palomas o el vacío al que está acostumbrado FORO.

     

     

     

     

     

  • Olmo

    Un deporte en igualdad de condiciones

    • Artículo del secretario de Movilización y Acción Política, Olmo Ron Prada publicado en La Nueva España de Gijón

    El pasado 3 de mayo en la Agrupación Municipal Socialista de Gijón tuvimos la ocasión de escuchar a varias representantes del deporte femenino de nuestra ciudad. En cualquier ámbito de la vida la sociedad en conjunto reclama igualdad real, pero curiosamente cuando nos referimos al deporte esto no sucede, y no  hay atisbo de  cambio al respecto. Debemos ser conscientes de la necesidad de que toda la población se implique para remediar esta injusticia.

    Uno de los principales problemas que hay que afrontar es la visibilidad y actividad de los equipos femeninos, esto es esencial para que los patrocinadores colaboren económicamente y que esa actividad deportiva sea factible. Por ello es necesario que desde los medios  de comunicación se encuentren espacios, para informar y transmitir sus actividades deportivas.

    No se nos escapa que sería imposible pensar que los deportistas profesionales tuvieran que entrenar después de una jornada laboral, o que después de una semana de trabajo les exigiéramos que tuvieran un rendimiento del 100% a la hora de competir. Efectivamente la remuneración económica en algunos deportes profesionales no es como para dedicarse exclusivamente a la actividad deportiva, pero es indiscutible que la diferencia salarial entre hombres y mujeres que realizan la misma práctica deportiva es abismal, por ello las instituciones deben de tomar medidas.

    Pongo como ejemplo la medida adoptada por la selección de futbol de Nueva Zelanda, en ella equiparará  el salario entre hombres y mujeres. ¿Por qué nuestras instituciones no son capaces de entender algo que es lógico, como lo es que ante una misma actividad un hombre y una mujer deben de tener los mismos derechos?

    De la misma manera hay que buscar una fórmula en la que aquellas deportistas que se vean obligadas a compatibilizar su actividad deportiva con la laboral, ésta se vea favorecida con reducción de jornadas laborales, ayudas fiscales o favorecer la contratación de deportistas profesionales.

    Otra problemática a las que se enfrentan muy a menudo nuestras deportistas, es la utilización de espacios e instalaciones deportivas, en la que en muchas ocasiones su cesión está orientada a favorecer a los equipos masculinos. Tanto desde el Ayuntamiento de Gijón como desde Gobierno del Principado de Asturias deben asegurar que sus instalaciones puedan ser usadas en equidad en cuanto a fechas y horarios.

    Como sociedad tenemos la obligación de no poner ningún tipo de excusa para la equiparación real de derechos entre hombres y mujeres, y no podemos dejar que el deporte sea un reducto de la discriminación de género.

     

  • Opinión - Lara (portada)

    La concejala de Cultura, ¿no sabe o no quiere?

    • Artículo de la concejala del PSOE, Lara Martínez, publicado hoy en El Comercio

    Pocas responsabilidades habrá tan vocacionales como aquellas que tienen que ver con la gestión de la cultura. Pocas responsabilidades habrá donde la trayectoria más valiosa de quien las ostenta deriva de su “ser” y no de su “hacer”. Donde es imposible ponerse al día en los conocimientos porque lo más valioso son las experiencias, donde de nada vale el ejercer si detrás no hay un creer, donde de nada sirve gestionar si en el ánimo no está cooperar. Para casi todo en esta vida puede uno actualizarse, excepto para sentir.

    Y Gijón necesita sentimiento, pulso, empuje, actualización, altura de miras y aspiraciones. Gijón debe responder a los retos inmediatos y a los de futuro, a las cuestiones locales y a las globales, estar a la altura de problemas resolubles y plantear dilemas complejos. Sólo en la tensión de la dificultad se encuentra el camino hacia la mejora. Conformarse no es una opción. Mantenerse tampoco. Sólo en el diccionario de la mediocridad aparecen estos términos.

    Y Gijón lleva años conformándose. Cuando quien gobierna aspira solo a mantener el statu quo, condena a Gijónal más irremediable de los atrasos. Vivimos una época en la que el riesgo de caer en un estilo franquiciado de ciudad es más que elevado. Esos principios rigen la planificación actual de muchas ciudades y las abocan a convertirlas en ficciones físicas y no en construcciones sociales. Es decir, cuando la Sra. López Moro, concejala de Cultura de la ciudad, a final de este mandato exhiba como su mayor logro la rehabilitación de dos edificios de usos culturales del centro de la ciudad, demostrarásus limitados conocimientos en la materia y la escasa ambición que ha caracterizado su mandato. Una ciudad como la nuestra no puede ser concebida como un tablero en el que rellenar casillas con contenedores culturales carentes de usos definidos y ajenos a la realidad social en la que se enmarcan.

    Quiero para mi ciudad un futuro en el que se tengan en cuenta nuevas perspectivas culturales, en el que tengan espacio nuevas formas de gestionar cultura, diferentes modos de entender el ejercicio de la ciudadanía, en el que la energía educadora y las creatividades sociales generen espacios de intercambio intelectual inesperados y en el que la ciudad no sea sólo un espacio físico sino una realidad social. Y todo ello pasa por decisiones mucho más terrenales, por el trabajo y la asunción de responsabilidades convencidas y convincentes. Por repensar el modelo actual de la Fundación Municipal de Cultura, por redefinir la función social de la Universidad Popular, por afrontar una programación en el Teatro Jovellanos en la que la creación de públicos recupere su protagonismo, por repensar el modelo de gestión cultural y turística de la ciudad, por afrontar el futuro de los museos de la ciudad con políticas del siglo XXI, por entender que las bibliotecas ya no son espacios de culto, sino lugares para una ciudadanía informada y global, por buscar soluciones a problemas acuciantes como la brecha digital o el acceso a la cultura… Mientras quienes llevan las riendas de la cultura institucional en esta ciudad no entiendan que estos son algunos de los desafíos más importantes en el corto plazo estaremos perdiendo el tiempo.

    En el pleno del pasado miércoles, la concejala de Cultura de esta ciudad tuvo una excelente oportunidad de poner sobre la mesa cuáles son las directrices que rigen la política cultural de Foro para Gijón. No supo. Cuando la responsable de los asuntos culturales de la ciudad no es capaz de mantener un debate serio sobre las cuestiones más importantes en esta materia es que algo grave está pasando.

  • Opinión - César (portada)

    Hablar y no hacer

    • Artículo del concejal socialista, César González, publicado hoy en El Comercio

    Pasan los meses y nos acercamos a la recta final del mandato sin mayor novedad. El gobierno forista sigue en su permanente huida hacia no se sabe dónde y ni siquiera ha sido capaz de elaborar un Plan Económico-Financiero que aclare el escenario presupuestario al que nos enfrentamos en un futuro inmediato, incumpliendo su compromiso de presentar dicho documento en el mes de marzo. Ahora nos dicen que para julio.

    Así todo, nadie puede esperar que ese plan saque de la atonía a un gobierno caracterizado por convertir en papel mojado sus propios presupuestos, incumpliendo de paso la Ley de Estabilidad Presupuestaria, una ley que está asfixiando a los ayuntamientos y que, por cierto, cuenta con el apoyo explícito del único parlamentario de FORO en el Congreso de los Diputados.

    Proyectos como la pista polideportiva de Cimavilla, los accesos a Nuevo Roces, la escuela infantil del Cabrales, la remodelación de las calles Río de Oro, Pablo Iglesias y Manuel Llaneza, el campo de fútbol femenino o el centro de servicios para Los Campones han tenido reflejo presupuestario en varios ejercicios y seguimos esperando por ellos. Sería recomendable que la concejala responsable del ramo revisara los datos de ejecución de inversiones en los últimos años.

    Tampoco cumple con lo prometido a sus socios de Podemos cuando esquilma la partida para renta social hasta 1,6 millones de euros. Ni lo hace, por poner algún ejemplo, con los vecinos y vecinas con los que se comprometió a reformar el Hogar de Ceares, a construir una escuela infantil en El Llano, a adquirir los campos de fútbol de Francisco Eiriz o a remodelar los patios de La Camocha. Ni lo hace con los y las trabajadoras de seguridad del Botánico, de conservación de viaria o del servicio de notificaciones municipal (son solo los ejemplos más recientes) cuando permite a las empresas adjudicatarias campar a sus anchas y la única solución a los recurrentes incumplimientos es la finalización de los contratos.

    Ni siquiera la prolija fábrica de argumentarios de FORO puede ocultar tanto incumplimiento, aunque la responsabilidad es compartida con aquellos que a izquierda y a derecha, desde Podemos y Ciudadanos fundamentalmente, sirven de muletilla para sostener a quien prioriza la contención del gasto y la amortización de la deuda siguiendo la senda marcada por Montoro. Del dicho al hecho…

Página 2 de 1012345...10...Última »